viernes, 23 de septiembre de 2011

La mayoría de los argentinos no conoce sus niveles de colesterol


Si el colesterol no duele ni molesta, ¿para qué preocuparse por saber qué tan alto o qué tan bajo se encuentra? Eso es lo que piensa un porcentaje nada despreciable de los argentinos, que olvida que el colesterol elevado es, junto con el tabaquismo, uno de los dos principales factores de riesgo del infarto.
"La mitad de los argentinos no conoce sus niveles de colesterol. La única forma de conocerlos es a través de un análisis de sangre, ya que no dan síntomas. Muchas personas argumentan que, como no tienen problemas de corazón, no necesitan prestar atención a los factores de riesgo, cuando en realidad es al revés: el problema cardíaco aparece por tener el colesterol alto", dijo la doctora Sandra Swieszkowski, secretaria del Comité Ejecutivo de la Fundación Cardiológica Argentina (FCA).
Según una reciente encuesta de alcance nacional realizada por TNS-Gallup, seis de cada diez argentinos mayores de 18 desconocen sus niveles de colesterol, esa sustancia grasa que se acumula en el interior de las arterias y triplica el riesgo de infarto. Pero si se hace foco en los mayores de 35 años, que son aquellos en los que los cardiólogos recomiendan un control de colesterol anual, casi la mitad desconoce cuánto colesterol corre por sus venas.
"Realizar un estudio anual de colesterol y de glucosa en sangre; preguntarle al paciente si fuma y si hace actividad física; medirle el perímetro de cintura y tomarle la presión arterial: con esos seis controles médicos uno puede prevenir el 90% de los infartos, que se asocian con esos factores de riesgo", dijo ayer el doctor Ricardo Iglesias, presidente de la FCA, durante la presentación del estudio de Gallup.
En la Argentina, las enfermedades cardiovasculares constituyen la principal causa de muerte y, según datos de la Primera Encuesta Nacional de Factores de Riesgo del Ministerio de Salud de la Nación, el 27,9% de los mayores de 20 años tiene colesterol elevado (cuando los niveles de colesterol total se encuentran por encima de 200 mg/dl).

Igual es peor

"Estamos igual que en los últimos años", comentó Iglesias, pero aclaró que ese no es un dato positivo. El porcentaje de la población adulta que se controla periódicamente el colesterol no ha cambiado significativamente desde 2007 (cuando se realizó la primera encuesta de Gallup sobre el tema) a la fecha.
Paralelamente, agregó el cardiólogo, "la obesidad pasó del 14,5 al 18%, y el sedentarismo del 45 al 55%, según mostraron las dos encuestas nacionales de factores de riesgo".
"La gente sabe que el colesterol alto perjudica la salud, pero la mitad no hace nada para conocer sus niveles", señaló Swieszkowski. ¿Qué razones esgrimen para no conocerlos? Según la encuesta, el 48% de los mayores de 35 años que no se controlaron el colesterol en los últimos 12 meses no lo hicieron porque no se hicieron ningún chequeo médico durante el último año.
Un 17% dijo no haber controlado sus niveles de colesterol porque no tiene síntomas, y otro 9% dijo preferir, directamente, no conocerlos.
Para Swieszkowski, el panorama no es mejor entre los que se controlan y tienen niveles altos. "Vemos en la Argentina cómo los pacientes abandonan la medicación, el ejercicio y la alimentación saludable. Como no ven un efecto inmediato, ya que el colesterol es una enfermedad que no da síntomas, no se cuidan", concluyó.
ANTES DE QUE SEA TARDE
"La gente sabe que el colesterol alto perjudica su salud, pero la mitad no hace nada para conocer sus niveles en sangre"
SANDRA SWIESZKOWSKI. Cardióloga
"Con seis controles médicos, entre los que se cuenta el de los niveles de colesterol, uno puede prevenir el 90% de los infartos"
RICARDO IGLESIAS. Cardiólogo